Convención constitucional y guerra

Dr. Héctor Varas M.

El inicio de la guerra entre Rusia y Ucrania, sumados los acuerdos de la Convención Constituyente han afectado las expectativas económicas en esta última semana generándose una mayor incertidumbre, dado que no se posee la claridad de cuánto va a durar la guerra entre Rusia y Croacia, porque ambos países inciden en precios internacionales de alimentos básicos y combustible por su capacidad exportadora. 

En algunos países de Europa ya han experimentado los impactos de mayores precios por la interrupción de suministros de bienes, y además en Chile también se verá afectando el nivel de precios en Chile por la escasez relativa mundial de materias primas aumentando la presión inflacionaria que se arrastra desde el 2021. El rol del Banco Central y la gestión del Ministerio de Hacienda serán fundamentales en los próximos meses, para evitar los efectos que pueden empeorar el bienestar a las personas de menos ingresos, con lo que se debería esperar una mayor restricción monetaria y fiscal, afectando el crecimiento esperado y el empleo en el país. 

Por otra parte, en el escenario interno, el avance de los acuerdos en el contexto de la convención constitucional, en la comisión respectiva, decidió aprobar en general las iniciativas que proponen la estatización de la minería en el país y el fin de las concesiones, incluidos los permisos vigentes. Así como también, la renacionalización del cobre y bienes públicos estratégicos. Ambas iniciativas han aumentado el riesgo político tanto de Inversiones extranjeras como nacionales, con un impacto potencial en las actividades de encadenamiento productivo en el norte del país, zona altamente especializada en minería. 

Estos dos factores, entre otros, han aumentado la incertidumbre de las expectativas económicas, tanto en el corto plazo, respecto del consumo, como largo plazo relacionado con la inversión, lo que traerá consigo la contracción de la demanda interna.

No obstante, algunos actores se han visto sorprendidos con el aumento del precio del cobre en los últimos días, pero la causa de ellos se relaciona por su posible escasez y otros que se han refugiado en la compra de metales para evadir los efectos de la guerra en sus inversiones volátiles. Pero, desde la perspectiva de los términos de intercambio del país, se debe considerar también el aumento de precio del petróleo, donde Chile importa el 90% de su consumo en combustible, y su efecto dependerá del tiempo que perdure la guerra.

 

Deja una respuesta