Navidad y Expectativas Económicas 2020

Se aproxima Navidad, una celebración que une gran parte a la humanidad en un concepto de amor, paz y felicidad. Es una gran oportunidad para reflexionar lo que se ha vivido durante el presente año que termina, especialmente en lo que se refiere a las formas que se ha manifestado el descontento social, tanto en términos pacíficos como también violentos.
Hoy existen personas sin trabajo, porque el lugar donde se desempeñaban está destruido, o porque un proveedor que les ofrecía algún producto o insumos ya no puede suministrarlo, quedó imposibilitado de hacerlo. Según las estadísticas son 100.000, aproximadamente los términos de contrato por necesidades de la empresa que se han finiquitado en estos último sesenta días.
Ha disminuido la capacidad potencial de la economía para crecer, se estima que podría tener un crecimiento entre el 0,5 y 1,5%, la inversión se ha detenido y el consumo también se ha contraído, con un tipo de cambio alto, que tarde o temprano se va a traducir a precios de los bienes que se ofrecen el mercado. En otras palabras, el poder adquisitivo de la sociedad chilena ha disminuido y por ello va a disponer de menos bienes para consumir con el mismo salario o sueldo que percibía, se estima que la inflación para el 2020 en un 4%, en otras palabras, se ha deteriorado nuestro bienestar, afectando a las personas que perciben menores rentas.
Todo invita a que sea una navidad con austeridad, centrado en el amor entre los seres más queridos, y desear que se avance por un sendero de paz, comprensión, fraternidad. Para que se disfrute un año 2020, especialmente fundamentado en el respeto de la libertad de los más cercanos ´para que puedan desempeñar sus competencias, su trabajo, donde esté la fuente laboral, donde se perciba una renta equitativa justa de acuerdo a la productividad de cada persona con un empresariado que aporta el capital y su capacidad de gestión pueda enfrentar sus compromisos legales tributarios y leyes sociales, buscando la equidad en la retribución económica relacionada con el aporte de  cada trabajador.
Que a las personas se le facilite el acceso a la salud, educación y se briden las oportunidades de mejorar sus capacidades y competencias, para que con su esfuerzo cotidiano pueda sustentar a los suyos y a sus seres amados.
Iquique, 17 de diciembre 2019

Deja una respuesta